001372a9aeaf0f3eed450a.jpgEl sector alimentario chino está que explota. Literalmente. Una oleada de ‘sandías explosivas’ se ha extendido por la provincia de Jiangsu, en el este del país, según cuentan los agricultores de la zona.

Las sandías de sus cosechas han empezado a explotar como bombas tras las primeras lluvias de mayo y la noticia ha corrido como la pólvora, convirtiéndose en el último de la serie de escándalos que viene salpicando al sector alimentario chino en tiempos recientes.

 

Las causas que hacen explotar a las sandías aún no están claras, pero según algunos medios locales, podría deberse a la auxina o forclorfenuron, una sustancia química que se agrega para favorecer la multiplicación de sus células, aumentar el tamaño y potenciar el color rojo del fruto, incrementando el rendimiento de las cosechas hasta un 30 por ciento.

001372a9aeaf0f3eed4b0b.jpgEl fenómeno se ha producido principalmente en la ciudad de Dayang y ha afectado también a campesinos que, supuestamente, no habían utilizado la auxina en sus cosechas de sandía, por lo que también se señala a las recientes lluvias como causa de las explosiones frutales.